Aprende a gestionar mejor tus finanzas

conviene hacer un apv
Marzo 10, 2015 Impuestos

¿Qué es y cómo funciona el APV?

El Ahorro Previsional Voluntario (APV) es un mecanismo de ahorro para la jubilación que permite ahorrar por sobre el 10% ahorrado de forma obligatoria en las AFP. El APV, tiene interesantes beneficios tributarios los cuales  lo convierten en una excelente alternativa para complementar el ahorro para la jubilación.

¿Cómo funciona el APV?

Para ahorrar a través de un APV es necesario estar afiliado y realizar cotizaciones previsionales a través de una AFP o en el IPS.

 

Posteriormente debes suscribir un contrato de aporte con tu AFP o alguna institución autorizada para ofrecer esta modalidad de ahorro. Además de las AFP, algunas compañías de seguro, y administradoras de fondo tienen instrumentos a través de los cuales puedes ahorrar bajo la modalidad del APV.

 

En este contrato se estipula el monto mensual que deseas ahorrar, el cual puede estar expresado en pesos o en UF. Generalmente dentro del contrato se suscribe la opción para realizar un descuento directo del aporte directamente desde tu planilla de pago.

 

¿Cuáles son las alternativas de APV disponibles?

Existen tres alternativas de APV:

  • Cotizaciones Voluntarias: Esta alternativa sólo puede ser ofrecida por las AFP. En este caso tu ahorro tiene que ser invertido en alguno de los 5 Multifondos que administran las AFP.
  • Depósitos de Ahorro Previsional Voluntario: Esta modalidad puede ser ofrecida por otras instituciones autorizadas como administradoras de fondos mutuos y compañías de seguro. Una de las ventajas es que puedes escoger entre una mayor variedad de instrumento de inversión, y en algunos casos optar por productos como los seguros de vida con ahorro.
  • Depósitos Convenidos: Esta modalidad se trata de descuentos acordados previamente con el empleador y que se descuentan directamente en la planilla de pago. Pueden ser administrados por las AFP y otras instituciones autorizadas como administradoras de fondos mutuos y compañías de seguro.

 

¿Cuáles son los beneficios tributarios del APV?

Para analizar los beneficios tributarios es necesario entender que existen dos modalidades de APV, o regímenes como se les conoce oficialmente: El Régimen A y el Régimen B.

 

En el caso del Régimen A, el fisco aporta una bonificación del 15% sobre el monto ahorrado en el año, con un tope anual de 6 UTM, aproximadamente unos $280.000.

 

En el Régimen B, el monto ahorrado se descuenta de la base imponible, por lo cual, la forma simple de entender esto es que el ahorro tributario va asociado al tramo de impuestos al cual te encuentras afecto dependiendo de tu ingreso.

 

¿Cuál régimen tributario me conviene elegir?

En general, si tu renta bruta mensual es inferior a los $3.800.000 te conviene elegir el régimen A, ya que, en este caso, el aporte fiscal supera el beneficio tributario. En caso de rentas superiores a $3.800.000, conviene elegir el régimen B.

 

Ten en cuenta que el aporte fiscal en el caso del régimen A, tiene un tope de 6 UTM anuales, alrededor de $280.000.

 

Para ver como este tope puede impactar tu ahorro, veamos un ejemplo:

 

Supongamos que ahorras $300.000 mensuales en APV. Al cabo de un año ahorrías: $3.600.000 ($300.000 por mes, por 12 meses). El 15% de $3.600.000 es $540.000. Si realizas el ahorro en APV bajo el régimen A, solo podrás recibir como beneficio fiscal un máximo de 6 UTM. Por lo tanto, en lugar de $540,000 solo podrás recibir $280,000 (que son aproximadamente 6 UTM). En este caso te convendría ahorrar usando el régimen B.

 

¿Cómo calcular el Ahorro Tributario del APV?

El ahorro tributario que puedes obtener a través del APV, depende del régimen que elijas y de tu nivel de ingreso. Veamos con un ejemplo como puedes se calcula este beneficio tributario.

 

Una persona con una renta bruta de $1.250.000, decide realizar un ahorro mensual de APV de $50.000.

 

En este caso la persona en el régimen A, recibe una bonificación mensual de $7.500 (15% de $5.000), mientras que con el régimen B, el ahorro tributario es apenas de $2.000. Los $7.500 mensual se traducen en $90.000 anuales, lo que está por debajo del tope de $280.000 como bonificación fiscal en el régimen A.

 

APV opcion A

 

 

Ahora analicemos el caso de una afortunada persona con una renta bruta de $4.500.000. Esta persona decide realizar un ahorro mensual de APV de $250.000.

 

En este caso la bonificación estatal para el régimen A, es $37.500 (15% de $250.000), sin embargo, al 7 mes de ahorro ya la persona habrá alcanzado el tope máximo del beneficio tributario ($280.000), por lo que no estaría maximizando su beneficio.

 

En el caso del régimen B, la persona se encontraría en un tramo de impuesto del 23%, por lo cual el beneficio tributario mensual estaría alrededor de $57.500, al cabo de un año este ahorro tributario seria de: $690.000 (muy superior a los $280.000).

 

APV opcion B

 

 

¿Cuánto cuesta ahorrar a través de un APV?

El costo por ahorrar a través de un APV esta principalmente asociado a la comisión de administración. En el caso de las AFP, los costos de administración van desde el 0,47% (Plan Vital) anual sobre el monto total administrado hasta el 0,7% (Cuprum).

 

Comisiones APV - AFP

 

En el caso de las Administradoras de Fondos Mutuos, y las compañías de Seguro, los costos de administración varían considerablemente y pueden ir desde un 0,7% al 6% anual.

 

¿Puedo retirar el ahorro en APV antes de pensionarme?

Depende. En caso de los Depósitos Convenidos, estos no se pueden retirar anticipadamente.

 

Las Cotizaciones Voluntarias y los Depósitos de Ahorro Previsional Voluntario, si pueden ser retirados anticipadamente. Para retirarlos, debes tener en cuenta que al momento del retiro la empresa administradora retendrá el 15% que será un anticipo al impuesto único del ano del retiro (que se declara y paga en abril del siguiente año).

 

El monto del retiro se sumará a los otros ingresos obtenidos durante el año para determinar finalmente la tasa de impuesto que se deberá pagar. Adicionalmente, se aplica un recargo de entre el 3% y el 7% por el retiro anticipado de los fondos.

 

Recomendaciones Finales

El APV es una excelente alternativa para complementar el ahorro para la jubilación, ya que los beneficios tributarios obtenidos pueden superar con creces las rentabilidades de otras alternativas de inversión.

 

Si quieres elegir el producto de APV que se adapta mejor a tus necesidades, y generar un plan de ahorro para la jubilación que te permita vivir tranquilo en este etapa de tu vida, contacta a uno de nuestros asesores, quien te ayudara a realizar esta elección.

 

Recuerda, la reunión de evaluación es gratis.

contacto@ruvix.com