Aprende a gestionar mejor tus finanzas

estafa piramidal
Octubre 05, 2015Inversiones

5 señales para identificar una estafa piramidal

En las últimas semanas hemos observado con gran preocupación como varios de nuestros clientes nos han consultado sobre alternativas de inversión que les han ofrecido algunas empresas, donde entregarían una rentabilidad garantizada mensual del 3%,  y en algunos casos más extremos hasta el 10%. Después de realizar una análisis de estas alternativas, hemos llegado a la conclusión que lo más probable es que se trate de una estafa que utiliza el antiguo “Esquema Ponzi”, o como se conoce popularmente esta operación fraudulenta, una estafa piramidal

 

En este esquema, la rentabilidad de la inversión es pagada con el propio dinero del inversionista o con el dinero de los nuevos inversionistas que van ingresando posteriormente. Cuando el flujo de nuevos inversionistas decrece, la pirámide colapsa y los últimos en entrar al esquema pierden una parte o la totalidad de su inversión. El fraude más famoso cometido bajo esta modalidad fue el caso de Bernard Madoff, en el cual se estima el fraude ascendió a la estratosférica cifra de US$64.800 millones.

 

A continuación les entregamos cinco recomendaciones para identificar y evitar ser víctimas de una estafa piramidal.

 

1. Ofrecen una rentabilidad garantizada

 

Estas empresas ofrecen rentabilidades garantizadas que están alrededor de un 3% mensual y en algunos casos alcanza el 10%. Generalmente, la garantía que ofrecen es un pagaré a nombre de una empresa, lo cual en el momento crítico, no tendrá ninguna validez porque será un pagaré de una empresa que no tendrá el capital ni los activos para pagar a todos los acreedores,  y cuyos dueños o socios estarán probablemente fuera del país.

 

En estos casos es importante asegurase de entender cuáles son las garantías por su inversión. Pregunte en qué casos sería necesario ejecutar la garantía y notará como su ejecutivo empezará a ponerse incomodo, y le dirá que eso no será necesario.

 

 

2. No son empresas reguladas

 

La mayoría de estas empresas operan con Contratos por Diferencia (CDF) principalmente enfocados en transacciones de divisas, instrumentos que no son regulados en Chile por la Superintendencia de Valores y Seguros, pero que en Estados Unidos, están reservados solo para inversionistas calificados y están fuertemente regulados.

 

Una de las principales razones por las cuales estos productos están restringidos en Estados Unidos, tiene que ver con el apalancamiento y el riesgo que representa cuando este no es usado adecuadamente, pudiendo generar grandes pérdidas del capital invertido. En Chile, cualquier empresa o  persona puede operar estos contratos sin la más mínima regulación. En países como Colombia, estos contratos están prohibidos, debido a los grandes riesgos que representan en las manos equivocadas y porque en el pasado fueron usados como vehículos de inversión para cometer grandes estafas.

 

Al no ser empresas reguladas por la Superintendencia de Valores y Seguros, la mayoría de están empresas operan bajo el giro de sociedades de inversión, o bajo el giro de empresas de asesoría empresarial, y por lo tanto, no están obligadas a tener ningún resguardo o control sobre las inversiones que manejan.

 

Pregunte al ejecutivo de ventas, ¿cuantos años de constituida tiene la empresa?, ¿cuál es su giro?, ¿quiénes son los socios de la empresa?, ¿cuál es el capital de la empresa?, además pregunte si la empresa está regulada por las Superintendencia de Valores y Seguros. Lo más probable, es que sea una empresa que tiene pocos años de vida, que no está regulada y que se constituyó con muy poco capital.

 

3. Poca transparencia

 

Al momento de la comercialización de estas “oportunidades de inversión”, estas empresas siempre le dirán que pueden obtener rentabilidades que pueden ser superiores al 40% anual, pero nunca le mostrarán ningún respaldo de esas rentabilidades. Serán muy insistentes, y se contactaran con usted diariamente, inclusive varias veces al día y por distintos medios, pero una vez hecha la venta, es decir, una vez que usted haya entregado su dinero, lo más probable es que le será difícil contactarlos para saber cómo va su inversión.

 

Pregúntele al ejecutivo de ventas,  si hay algún registro público de su estrategia de inversión, y de los resultados que ha obtenido con la  estrategia. Pregúntele como podrá hacer seguimiento de sus inversiones. Pídale que le muestre cartolas de ejemplo. Lo más probable es que no exista ningún registro público de sus retornos, y le dirá que su estrategia de inversión  no la pueden divulgar, porque es su secreto mejor guardado, podría inclusive usar la clásica analogía de la fórmula de la Coca Cola.

 

4. Ejecutivos no capacitados

 

Si en verdad una empresa, es capaz de producir una rentabilidad anual garantizada del 40%, no debería tener ningún problema para atraer y retener al mejor talento disponible en el mercado, sin embargo, generalmente los ejecutivos de estas empresas, no cuentan con la capacitación necesaria para entender los productos que ofrecen y se limitan a repetir un script de ventas donde aseguran tener un producto único.

 

Ante esto, pregunte al ejecutivo de ventas, ¿cuál es la experiencia que él tiene en el mercado financiero?, si la empresa que representa tienen un departamento de estudios, ¿quiénes conforman ese departamento de estudios? Pregúntele al ejecutivo ¿cuál es su benchmark? (cuál es su índice de referencia), pregúntele ¿cuál es la volatilidad (riesgo) de la inversión?  Lo más probable es que ante las últimas dos preguntas, ponga cara de que no tiene idea  de que le está preguntando. Finalmente, realice una búsqueda en internet, y es probable que se lleve la sorpresa de que su ejecutivo o la empresa, ya hayan sido demandados por estafar a sus clientes.

 

 

5. Montos de entrada altos

 

Generalmente estas empresas solicitan a sus clientes montos de entrada altos, esta técnica tiene el objetivo de hacer sentir a sus clientes especiales, y que forman parte de un selecto grupo donde sólo aquellos que tienen el capital solicitado pueden entrar, pero en realidad sólo se trata de captar la mayor cantidad de dinero en el menor tiempo posible.

 

Pregunte a su ejecutivo por que debe invertir ese mínimo, si es que acaso esa estrategia infalible requiere de esos montos, o podrían probar con montos menores.

Como reflexión final, lo invitamos a estar atento, y pensarlo muy bien antes de invertir en un producto que no entiende, de una empresa que no conoce y con rentabilidades que parecen salidas de un cuento de hadas.

 

Piense lo siguiente, si usted tuviera la fórmula para duplicar su dinero cada dos años ¿la compartiría con el resto de las personas? Y por último, hoy en día el financiamiento bancario es barato en términos históricos ¿No sería lógico pedir prestado al 10% anual e invertirlo ganando el 40% anual?.

En un artículo publicado el 1 de Marzo de 2016 el Mercurio Inversiones advierte sobre este tipo de esquemas, y las empresas que estan detras de ellos en Chile.

En particular se hace mención a las siguientes empresas: AC Inversions, IM Forex, Investing Capital.